“QUE  POCO  DURA  LA  ALEGRIA…”

Comparte esta noticia...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

capitelGrupo de Opinión Capitel


            Me consta que fueron varias las personas que contribuyeron con su esfuerzo, su tesón y su capacidad para negociar, que el Centro Logístico Extremeño de San Lázaro de Mérida  empezara a funcionar  cuanto antes.

            Gracias a D. Fernando Grajera y a D. Jorge Gruart Vila, Directores del Clúster ACENVEX y AEME, que fueron las piedras angulares para la creación de la empresa entre otros, a quienes les agradecimos su incesante labor en pro de esta ciudad, y no como a otras organizaciones empresariales que aun existiendo no sabemos dónde  se  encuentran,  pero bueno esa es harina de otro costal.

            Aquel centro logístico se montó para dar servicio a cualquier industria extremeña que necesitara transportar sus mercancías, y estábamos hablando de casi 600.000 Toneladas de productos netamente extremeños como: Tomates, vinos, aceites, frutales, aceitunas, cerezas, productos ibéricos de chacinería, carnes, cereales, etc., componentes  que  iban  a  aumentar  nuestras  exportaciones  anuales.

            Para decirlo de manera mucho más fácil y entendible, esto iba a suponer que 40.000 contenedores al año, saldrían de nuestra estación de ferrocarril en Mérida, o que tres trenes diarios lo harían con dirección a diferentes puertos marítimos  como  Sines,  Lisboa (Portugal),  Huelva, Algeciras, Valencia, etc.

            Naturalmente este Centro Logístico de Transporte no daría trabajo solamente a las personas que allí estaban, sino que además posibilitarían otros servicios como los transportes por carretera, combustibles, restauración, autónomos, empresas de transformación, etc., dando con ello un cambio básico importante para lo que debe ser una ciudad como Mérida, que tiene el mejor centro geográfico de Extremadura y es Capital  de la región.

            Este gran proyecto iba a permitir que empresas de todo tipo, pudieran venir a  instalarse  en la ciudad de Mérida, en los polígonos  industriales que  ya tenemos, como El Prado, EXPACIO-MÉRIDA, Las Palmeras, Reina Sofía, Carrión, la Heredad, la Corchera, etc.

          Íbamos a jugar con el respaldo de nuestras exportaciones que también estarían muy  por  encima  de  lo que muchos pensaban y nuestros destinos serían el centro de  Europa, EE.UU., China y América Latina por un importe aproximado de 1.800 millones de euros, sobre todo después del acierto que supuso mantener relaciones comerciales con  nuestro  proyecto  de  la  “Plataforma  Méridas  del Mundo”, a la que tampoco se le  da  mucha  importancia .

            Pero se ve, que estamos condenados por no sabemos qué ó quién, para que todos nuestros proyectos, nuestros anhelos y nuestras posibilidades de progreso se vayan al garete  sin  saber  todavía  porqué, y aquí se cumple perfectamente el refrán de “Que poco  dura  la  alegría  en  la  casa  del  pobre”.

                                                      JOSÉ  LUÍS  ARELLANO  HERRERA

Acerca de MéridaComarca

Toda la información relacionada con Mérida y su Comarca

Ver todas las entradas de MéridaComarca →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.