“Si seguimos haciendo las cosas igual de bien, este equipo tiene muchas cosas por decir”

publicado en: Deportes, Entrevistas, Mérida | 0
Comparte esta noticia...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

ENTREVISTA. MeridaComarca, Edición Impresa Marzo2017


Óscar Rico Lomas

Mérida A.D.


Óscar Rico Lomas, nació en Elche (Alicante), un 5 de diciembre de 1985, dos años después que su único hermano. Pesa 77kgs. Y mide 177cms. Con el graduado escolar como estudios, del Real Madrid desde niño y sin antecedentes familiares futbolísticos reseñables, siendo zurdo, se define como extremo polivalente por ambas bandas, y ha recalado, con 31 años, en el Mérida AD, tras una dilatada carrera profesional, que le ha llevado a militar en clubes como: Categorías inferiores del Levante y su equipo B en 2 ocasiones, CD Logroñés, Almansa, FC Cartagena en 3 ocasiones, Lorca Deportiva, Cultural Leonesa, Alavés, Orihuela y Reus Deportiva; todos ellos en 2ªB. Y Tenerife, Real Jaén y Llagostera los 3 en 2ªA. Desde el año 2005, lleva jugados más de 327 partidos oficiales, 21.225 minutos, en los que ha marcado 39 goles y le han mostrado 48 tarjetas amarillas y 4 rojas directas. Hace una media de 5 goles por temporada, logrando marcar 9, en sus mejores registros. Amante de los tatuajes, tiene tatuados en el brazo los nombres de su familia e hijos y otros tatuajes de origen religioso, por varias zonas de su cuerpo. Padre de una niña de 4 años y un niño de 2, vive sólo en Mérida, donde ha firmado un contrato, como último refuerzo invernal del club romano, hasta final de temporada. Su primer gol con el conjunto romano ha sido contra su último equipo, Cartagena, y lo califica como redondo, porque salió de titular y ayudó a conseguir la victoria y se lo dedicó a su familia, que estaban ese día en el campo, viéndolo jugar.

¿A qué le sabe y a qué le huele Mérida?

Es una ciudad muy agradable, en la que me he sentido muy cómodo, futbolísticamente, desde el primer momento, y que me gustó mucho, cuando vine, por vez primera, con el Cartagena. Y huele a ciudad histórica, acomodada y bonita.

¿Conocía Mérida, antes de fichar por el conjunto romano?

No. Nunca había venido a Mérida, aunque sí había jugado en Extremadura.

¿Qué conoce del club y la ciudad a la que ahora representa?

Cuando salió la opción de venir aquí, hablé con 2 compañeros que juegan en el Mérida y que habían estado conmigo, en mi etapa en el Reus. Hablé, sobre todo con Marín y me dijo que había muy buen equipo, me habló de la ciudad y de su gran afición.

¿Quién es Óscar Rico Lomas?

Soy una persona a la que le gusta, ante todo, la sinceridad y no puedo con la mentira. No me gusta la falsedad. Me considero una persona muy, muy sincera, que va siempre de frente y me gusta que sean igual conmigo. Y futbolísticamente, soy un jugador de banda que intenta ponerle fácil a los compañeros el juego, ya sea con asistencia, pases o centros.

¿Por qué comienza a jugar al fútbol?

Desde que tenía 3 años, siempre iba con una pelota y todo el mundo decía que le pegaba muy bien al balón. Es una cosa que llevas en la sangre y me gusta. Es un lujo que nos paguen por hacer lo que nos gusta. Empecé en Elche, en mi barrio y pasé al Kelme y de ahí, al Levante División de Honor y allí empezó todo.

¿Por qué jugador de banda y no otra posición?

De pequeño jugaba más por el centro del campo, hasta que un entrenador me puso en banda, para que explotase más mis condiciones.

¿Un jugador y un entrenador que le marcasen personalmente?

Como entrenador, Álvaro Cervera que ha sido muy importante en mi carrera. Y como compañero, tengo muchos, pero con el que mejor, Chechu, que juega ahora en el Hércules.

¿Quién es su ídolo futbolístico?

Ronaldo y Zidane.

¿Un momento dulce y otro margo de su carrera deportiva?

Momentos dulces ha habido muchos, como el ascenso con el Reus y mis mejores años, que los jugué en La Cultural Leonesa y el Orihuela. Y momento amargo, este año en el Cartagena, un equipo que iba líder, en el que me sentía importante y había jugado 18 partidos de 20 y, me dicen que me tengo que ir.

¿A qué jugador de 1ª División se asemeja por sus características?

No es una cosa que me guste compararme y no te sabría decir uno.

¿Le gustaría en un futuro seguir ligado al mundo del fútbol?

Me gustaría. Como entrenador, no sé si me llama. Pero quizás como director deportivo o representante.

De no haber sido futbolista, ¿Qué hubiera sido?

Me hubiese gustado ser piloto de aviación; otra cosa es que lo hubiese conseguido.

¿Qué le convence y quién le convence para venir a Mérida?

No me convence nadie. Cuando surge el problema en Cartagena, le dije a mi representante, que no me apetecía meterme en cualquier equipo, salió la opción de Mérida, que fue un equipo que me gustó mucho cuando vine la primera vuelta, tengo la suerte de tener amigos aquí, que me hablaron muy bien del club y consideré que era un equipo que, habiendo las cosas bien, podíamos estar peleando por Play Off.

¿Hasta dónde cree que puede llegar este Mérida?

Si seguimos haciendo las cosas igual de bien que hasta ahora, este equipo tiene muchas cosas por decir. Ya estamos en posiciones de Fase de Ascenso.

¿Qué puede aportarle a este equipo?

Buenos centros, intentar asociarme y ponerle a mis compañeros siempre en buena posición con el balón y sumar mi experiencia, para que el equipo logre la victoria.

¿Cuáles son sus objetivos esta temporada?

Intentar jugar, contra más partidos de titular mejor; ayudar al Mérida a clasificarse en los puestos de Play Off e intentar ascender, aunque sabemos que no es fácil.

¿Por su experiencia, se considera un líder dentro del vestuario?

No. Los veteranos, al final, siempre tenemos que intentar plasmar la experiencia que, a lo mejor, un joven, no la ha vivido, tiempo atrás.

¿Con qué compañero ha congeniado mejor?

A parte de Marín, que fue compañero mío anteriormente, me ha sorprendido la fácil adaptación, que me han generado el equipo. El vestuario es muy, muy bueno y eso, es uno de los pilares para que el Mérida esté arriba.

¿Cómo definiría a Eloy Jiménez?

Un fenómeno, que me ha sorprendido muchísimo. Tenía buenas referencias de él y me gusta mucho como trabaja. Lo considero una persona muy competitiva y, al final, los jugadores plasman la imagen del entrenador.

¿Qué le parece su presidente?

No lo conozco, aún, personalmente.

¿Y Bernardo Plaza?

Lo conozco un poco más, porque no podía jugar contra el Cartagena y se trató el tema y se arregló.

¿Qué opinión tiene de todo un símbolo y una institución como Felipe Tarriño?

Me parece un gran profesional que lo tiene todo controlado, muy gracioso, que se deja querer en el vestuario, porque la gente le mete caña.

Desde su llegada a Mérida, ¿Qué es lo que más le ha sorprendido, tanto del club como de la ciudad?

La gente, que está bastante involucrada con el fútbol. Vas a comprar y te conoce la gente y saluda. La gente tiene ganas de fútbol.

¿Dónde le gustaría jugar después del Mérida?

Me gustaría jugar en el Mérida en 2ª División. Pero como un sueño personal, me gustaría jugar en el Elche. Con el Madrid, es inviable.

¿A qué jugador de 1ª División ficharía para ayudar al Mérida a ascender este año?

A Leo Messi.

¿Le gustaría que alguno de sus hijos siguiese sus pasos profesionales?

Por supuesto y no es por qué lo diga yo, pero mi hijo, que tiene 2 años, le pega al balón, que es una barbaridad. Ojalá, como mínimo, haga como yo.

¿Un mensaje para la afición del Mérida?

Apoyar al equipo, porque su ánimo se nota mucho en el terreno de juego y, al final, son un patrimonio de este equipo.

¿Un número?

El 10.

¿Un color?

El negro.

¿Un sabor?

El dulce.

¿Su comida favorita?

Arroz negro.

¿Un libro?

No me gusta leer.

¿Una película?

Avatar.

¿Actor y actriz?

Morgan Freeman  y soy más de actores.

¿Cantante y canción?

Cualquier canción de Juan Magan.

¿Un coche?

El audi.

¿Un superhéroe?

No existen.

¿Un sueño?

Jugar en 1ª División.

¿Qué no perdona?

La mentira.

¿Cómo se le conquista y gana su confianza?

Ser sincero desde el primer momento.

¿A qué tiene miedo?

A después del fútbol.

¿Una manía?

Ponerme la bota izquierda primero.

¿Su rincón preferido?

Cualquiera con mi familia.

¿Un lugar para perderse?

El Caribe.

¿Playa o montaña?

Playa.

¿Un lema?

Cuando te arrepientes por el tiempo perdido, lo estás perdiendo de nuevo.

¿Un consejo que le dieran y no olvidase?

Humildad.

¿Otro deporte que no sea fútbol?

Tenis.

 

 

 

Dejar una opinión