Fran Medina Cruz


Clausurado el congreso del PSOE, con un cartel rojo siniestro, que más representa al infierno de los juzgados por sus vanidades y obsolescencias, que a un partido que se denomina de obreros. Somos progreso, somos Extremadura puntualiza el mismo, bajo el paraguas de una crisis perpetua, que parece parte indisoluble del ADN de esta tierra. Con figurantes que figuraban sobre la alfombra “roja” de la fiesta que los encumbra un año más, tan eternos como la propia crisis. Y aquí no pasa nada, porque nos gusta que nada pase.

Toda la vida mirando a Madrid, a unos colores que despejen iniciativas empresariales, sobre un terreno inventado para ello, Espacio Mérida. Que lleve a la ciudad a la era de la tecnología y el no paro. Mientras que los barrios empiezan a concretar el cómo será esta cabalgata. Porque si de algo somos exportadores es de celebraciones. Y ojo, es de muy buena praxis el demostrar al mundo nuestra EMERITA LVLICA, STONE & MUSIC FESTIVAL, CINE INÉDITO, CARNAVAL ROMANO, SEMANA SANTA, FESTIVAL DEL TEATRO CLASICO, por mencionar los más fuertes, porque en esto no hay quien nos gane. Ese si que es buen cartel.

Pero entre tanta fiesta y cultura debe quedar algo para el empeño de ganar dinero con el esfuerzo de nuestra frente, y por mucho escenario pintado de rojo que algunos se empeñen en adornar con aplausos, buenos monólogos, flash de prensa y sonrisas políticas, no veo más fortuna que la de la lotería de navidad. -¡Que llegue pronto!

Apostar por un futuro mejor siempre se hace en estos congresos, aunque el esfuerzo no acompaña a las palabras, en invierno siempre hace frio, y las palabras quedan congeladas, las vías sin un tren digno, las empresas sin venir y el paro sin descender. Solo tenemos claro que Mérida no sucumbirá. Ya pasaron muchos años, y cientos de batallas, de culturas, de labriegos con sueños, y de sueños que nunca vieron la luz. Y sigue en pie. Lo mejor de todas estas causas son el efecto de una sociedad acostumbrada a levantarse con esperanzas y un buen café y acostarse con la conformidad de que al día siguiente siempre sale el sol. -¡Y si! el sol sale, pero no calienta lo que tiene que calentar.

About MéridaComarca

Toda la información relacionada con Mérida y su Comarca

View all posts by MéridaComarca

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.