Fran Medina Cruz


Es impensable hoy en día pensar en no tener vacaciones, y por supuesto, nos parecen cortas. Pero resulta que no solo somos uno de los países del mundo que más vacaciones tenemos sino que además, la de nuestros padres fue la primera generación que disfrutaron de ellas. Pero la necesidad de las vacaciones viene de lejos, y el concepto ya, los griegos, que fueron los primeros en ver la necesidad de disponer de periodos de descanso para rendir más laboral e intelectualmente, tuvieron a bien dotar de periodos de descanso, más o menos largos, para tal fin. Aunque fueron los romanos los que se puede decir, inventaron las vacaciones. En principio un privilegio destinado a las clases pudientes, que a la postre muchas familias en los meses que se honraba a sus emperadores emprendían tal fin lúdico, abandonando su ciudad para acudir a golpe de fusta a alguno de los numerosos territorios del imperio a través de sus cuidadas calzadas. Uno de los destinos preferidos era España. Eso no a cambiado mucho desde entonces.

En el siglo XVIII se puso de moda viajar, los aristócratas europeos se lanzaron a recorrer medio mundo para buscar fortuna, aventura o simplemente descanso. Pero no fue hasta bien entrado el siglo XIX que las vacaciones dejaron de ser un privilegio de las clases pudientes. La revolución industrial además de conseguir y estipular tiempos de trabajo y descanso para las personas, propició el acceso de la clase media a los viajes a precios asequibles gracias al ferrocarril.

En España las vacaciones dejaron de ser un privilegio burgués a principios del siglo XX, en 1918, cuando se aprueba una ley que concede 15 días de vacaciones a funcionarios públicos tales como militares, maestros o marinos mercantes. Desde entonces hasta el día de hoy los españoles, somos participes de la necesidad colectiva de encontrarnos, después de atravesar media España, en algún punto de la geografía costera.

Tener vacaciones es un derecho de todo trabajador, sea cual fuere su cometido, aunque en tiempos de crisis parece no estar muy bien visto por la sociedad que, los dirigentes políticos se mantengan desconectados, en algún lugar paradisiaco mientras todo se cae como castillo de naipes.

About MéridaComarca

Toda la información relacionada con Mérida y su Comarca

View all posts by MéridaComarca

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.