Por Alfonso Valadés


Muchos titulares me servirían para encabezar la presentación del comentario referente a este, en su momento, ‘sonado’ e histórico partido que se disputó en nuestro feudo un 30 de septiembre del 1990.-y que algunos ahora con casi 31 años más y algunos pelos menos, todavía recordarán. Desgraciadamente, y es ley de vida, otros muchos ya no están entre nosotros, y repasando las fotografías que yo encargaba a nuestro fotógrafo Aurelio ‘Lely’, que me sacara de las gradas para después publicarlas en la revista, el número de los ya ausentes es considerable, y entre los miembros de aquella junta directiva ídem de lo mismo.

Pero bueno, efectivamente para morirse solo hace falta haber nacido, y con lo que no está en nuestra mano, poco podemos hacer, por eso, de momento: ‘Tranquilidad y buenos alimentos’.

Cambiando ya de tercio y centrándonos en aquel duelo, el ‘escándalo’ se producía ya en el último cuarto de hora y que pudo haber terminado como ‘el rosario de la aurora’.

Fué a su paso por la quinta jornada, y recuerdo que lo presencié junto a un gran seguidor histórico, que en sus años de actividad como informador deportivo escribió más que nadie sobre la sociedad deportiva emeritense, por los años 40 y 50, tanto en el Extremadura como en el Hoy, y colaborando además con periódicos foráneos, casos del África Deportiva, Alarcos de Ciudad Real y Triunfo de Sevilla.

Me contó riquísimas anécdotas de las que grabé casi una, de aquellas vetustas cintas de la época, con hechos alucinantes acaecidos por aquellos difíciles años cuando la S.D.E. hacia los desplazamientos en el conocido como ‘coche de la carne’, una especie de furgoneta que ese gran hombre que fue D. José Fernández López, cedió al equipo, o en aquellos trenes con el trán-trán como música de fondo y asientos de madera, que recordaban en parte a los del salvaje oeste americano, que todos hemos visto en las películas. Llegado el momento plasmaré algunas de ellas, ya que a D. Manuel Rodríguez Nieto, conocido también como ‘Roni’ y que firmaba sus comentarios como ‘ROHENIPE’, que es a quien estoy haciendo alusión, tengo ‘in mente’ dedicarle algo bonito en su recuerdo.- Efectivamente, este señor es padre de un conocido profesional de la radio emeritense como es Manolo Rodríguez, con muchas horas de vuelo ya, en el control de registro y sonido de Ser-Mérida.

El rival era un equipo de la zona media-baja pero que estaba muy bien trabajado por el padre de Antonio Monreal, un entrenador que había sustituido a Fernando Gallego. Sin entrar en excesivas disquisiciones analíticas, la primera mitad terminó sin goles.

Martin Doblado que solía leer bastante bien los partidos, en la reanudación metio en el campo de inicio al canario Javi ‘crema’ que le dió otro aire al equipo, y en el M. 47 ya anotaba el 1-0. todo transcurría según el guión más o menos previsto, y en el M. 76 el propio Javi II asistió a Paco Álvarez que hacia el 2-0.

El choque salvo catástrofe, -que la hubo-, parecía cerrado y visto para sentencia. Curiosamente a estas alturas del comentario todavía no he mencionado al ‘trencilla’ NUÑEZ MONTARROSO, del colegio castellano-manchego, que hasta ese tramo final del partido que fué cuando se lio ‘parda’, había transcurrido por los cauces de la normalidad.

Todo comenzó tras la expulsión de un José Mª Botella, que era ‘una mosca cojonera’. Ya tenía una amarilla de la primera parte, y como consecuencia de otra protesta airada por un fuera de juego, le mostró la segunda y lo expulso.

Carlos Barrio y Álvarez, posiblemente contagiados –por el virus- Botella’ protestaron la decisión, y en esa misma acción les endosó sendas amarillas al dúo de ‘protestantes’ que siguieron los pasos de Pepe Botella.

La realidad, y lo dije en su momento, es que el partido nos lo complicamos nosotros mismos, y en un deporte colectivo las decisiones individuales repercuten en el equipo. Ni que decir del escandalazo tremendo que se vivió en esa recta final donde la tensión se cortaba con un cuchillo y los nervios a flor de piel.

En un abrir y cerrar de ojos, nos quedamos con tres futbolistas menos y ahora se abría un nuevo partido, los esteponeros olieron sangre, y se fueron arriba con todo.

Un MC.P. Que se metió en su propio campo para ‘capear el temporal’ pero que no pudo evitar que al final nos terminaran empatando 2-2. y pudo haber sido peor ya que Marrero en la última jugada del partido saco un balón bajo palos.

El trió arbitral tuvo serias dificultades para encarar el túnel de vestuarios, por entonces en los bajos de general, una zona donde se ubicaban los aficionados más ruidosos como eran los Tanques y Piratas Romanos, que 1992, aquella fusión propició la aparición de ‘Legiones Sur’

Las fuerzas de orden público no daban abasto tal como estaba la situación, y fue gracias a nuestro capataz Pepe Fouto, que de una manera casi temeraria protegió con su propio cuerpo al árbitro en la entrada a vestuarios –con la que estaba cayendo- y fué decisivo.

Fouto, además de valiente, añado yo, que estuvo muy hábil, ya que se barruntaba un más que posible cierre de campo que hubiera sido letal en nuestras aspiraciones, recuerdo que pese al empate seguíamos siendo lideres en un potente grupo IV. La cosa quedó en sanción económica, que era lo menos malo, y gracias a que el árbitro reflejó en el acta el comportamiento ejemplar de nuestro presidente, y las facilidades que encontró por parte del club.

Esta que he contado podría ser, digamos, la anécdota más ‘sonada’ de una temporada que nos tenía preparadas grandes sorpresas. “las grandes gestas son tan valoradas como recordadas cuando la dificultad es máxima. Y aquel ascenso final en tierras navarras, fue el más trabajado, difícil e importante de todos cuantos ha conseguido este equipo, y que vino a cambiar no solo la mentalidad, sino las estructuras de la entidad”.

PD

Los ascensos a 1ª D, lucen mas, pero el pozo más profundo del futbol nacional es la categoría de bronce,-o mal llamada 2ª división “B”- donde acuciados por las deudas malviven muchos clubes históricos, y que les resulta tremendamente complicado el salir de hay, ya que únicamente 4 ascensos para 80 equipos, y este año más de 100, es una tarea realmente compleja.
AUPA MERIDA AD.

About MéridaComarca

Toda la información relacionada con Mérida y su Comarca

View all posts by MéridaComarca

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.