opinion cañameroJuan Manuel Cañamero

Escritor


El voto de calidad del alcalde en la aprobación de los presupuestos municipales de 2016 resume a la perfección lo que ha sido este primer año de legislatura de Rodríguez Osuna al frente del Ayuntamiento de Mérida. El 13 de junio de 2015, la primera medida que tomó el nuevo alcalde fue reasignar a todos los funcionarios a su lugar originario de trabajo. Se lograba así, según se explicó, terminar con la marginación que Pedro Acedo habría sometido a algunos de ellos. Fue un golpe de efecto. Nada más. Su política en este año puede haber sido efectista pero no eficaz. Ha sido un alcalde víctima del postureo, preso de salir en la foto, ahíto de pequeñas victorias que no han beneficiado al conjunto de los ciudadanos. Pese a lo que escribí hace ahora un año en este mismo periódico, Antonio Rodríguez Osuna ha sido un mal alcalde, incapaz de generar empleo, y sobresaliente en enredar con las cosas de comer. Claro ejemplo es el concurso de la Plaza de España o del Mercado de Calatrava, enredos que van a llevar a la hecatombe a familias que hasta ahora lo iban sobrellevando como podían y que a partir de ahora no saben muy bien cuál será su futuro.

En cuanto a la marca estrella como es la Capitalidad Iberoamericana de la Cultura Gastronómica ha sido el alcalde de las tapas y las cervezas pero es que, para ese viaje, no hacían falta alforjas. No ha logrado el consenso de los restauradores emeritenses en hacer una actividad conjunta y lo más ha sido una fotito, otra más, en el Teatro Romano. Se quejan los chef de Mérida, con los que tengo el placer de departir casi a diario gracias a mi colaboración con la revista GRADA, que poco o nada se ha pensado en ellos y tenemos los demás, llámense periodistas o escritores, que sacarle las castañas del fuego a este mal actor del postureo, con reportajes que llegan allende nuestras fronteras. No, no engañen con las cifras de los turistas que nos visitan en fechas muy concretas porque eso es pan para hoy y hambre para mañana. No se está logrando fraguar una cultura gastronómica emeritense y ahí andan los chef ingeniándoselas como pueden para ofrecer menús degustación de países pertenecientes a la Academia Iberoamericana de la Gastronomía, mientras que el Ayuntamiento patrocina o busca el patrocinio de la Junta de Extremadura a actividades que me recuerdan al mercadillo.

Rodríguez Osuna está siendo un mal alcalde y él lo sabe. Mérida continúa sin ser atractiva para las empresas (solo una de aceites que da problemas a los vecinos se ha instalado en la ciudad), y no sabe cómo parar la sangría de los fines de semanas al Faro de Badajoz. Allí, en sus pasillos, parece que estuvieras un día de fiesta en la calle Santa Eulalia, pero lo malo es que el dinero se queda en este gran centro comercial y ni un solo euro revierte en Mérida. Osuna es inteligente pero, a la vez, un gran lechuguino que se cree el mandamás de una gran ciudad cuando Mérida no ha pasado de ser un pueblo en el que predomina la ley del apellido y del más fuerte. Este alcalde es un fraude, como fraude es que se aprueben los presupuestos municipales con su voto de calidad y gracias al voto favorable de la trásfuga María Antonia Sanmartín y la abstención del también trásfuga Juan Luis Lara.

Ha sido el año de la foto, el año del postureo, el año de la decepción, en definitiva, porque el PSOE arañó votos al PP con ciudadanos que pensaban que se daría la vuelta a la tortilla y lejos de esto las patatas están requemándose y dejando un olor a chamusquina que va a costar quitar, a no ser que Osuna se dé cuenta que él no es un galán de cine y que tiene que ejercer de alcalde de una vez, dejándose de poses que solo engañan a los pobres analfabetos que siguen pensando que las cosas están ahora mejor que antes.

Señor alcalde, trabaje, déjese de tapas y cerveza o vino y contribuya con su esfuerzo al menos al sostenimiento de Mérida. Y por favor termine de una vez con esta farsa y comience a dialogar con la oposición, que es lo menos que se vende en botica.

Por cierto, yo el 26 de junio no voy a votar a Podemos.

About MéridaComarca

Toda la información relacionada con Mérida y su Comarca

View all posts by MéridaComarca

One Comment on “«EL POSTUREO DE OSUNA»”

  1. Señor , po decir algo, Cañamero en su constante y cansina superioridad, me parece que usted no es el mas adecuado, como siempre, para criticar a nadie, y ya sabemos su predileccion hacia los azules, asi que de una puñetera vez deje de menospreciar a todos y de insultar como transfugas cuando no lo son, simplemente no les gusto a la basura del PP que domina en extremadura en ciudadanos, aunque le queda poco de vida a esta gente.
    No me voy a ir por los cerros de Ubeda, su cabreo es igualico que el del «difunto» politico y familiar suyo el Sr. Acedo, la misma pataleta, el mismo motivo la aprovacion de los presupuestos
    De la misma forma le digo que es usted una persona sin palabra y un pedante de tomo y lomo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.