La dirección de Liberbank ha convocado en la mañana del 18 de mayo a todas las secciones sindicales con representación en el grupo para informarles del nuevo plan de ajuste que se llevará a cabo en los próximos meses y que afectará a 972 trabajadores de toda España, entre bajas voluntarias e incentivadas.

liberbankEl nuevo plan de ajuste que afectará al grupo creado por Cajastur-Banco CCM, Caja Cantabria y Caja Extremadura, ha buscado las fórmulas más beneficiosas para lograr que los ajustes necesarios se lleven a cabo de manera voluntaria.

La medida está dirigida a aquellos empleados nacidos entre 1959-1960 y podrán acogerse a estas bajas voluntarias de manera progresiva en lo que queda de año y a lo largo de 2017. En este sentido las salidas voluntarias serían de 395 mientras que el resto, 584 salidas voluntarias se les ofrece 30 días de salario y con un tope de 20 mensualidades.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas y con presencia creciente en el sector privado y segunda fuerza sindical del Grupo Liberbank, valora de manera positiva el acuerdo alcanzado con la entidad ya que es una oferta “totalmente voluntaria” y beneficia a ambas partes. En este sentido, el sindicato ya se posicionó la semana pasada para que el plan de ajuste tuviera un carácter voluntario y con el fin de no causar medidas traumáticas para los trabajadores.

En este sentido, CSIF ya había reclamado que se amplíen las bajas incentivadas al personal nacido en 1959, 60 y 61 (el año pasado se convocaron las bajas para el personal nacido en 1956, 1957 y 1958) con el fin de que este colectivo no sufra traslados indeseados.

La empresa, que desde 2010 ha realizado ajustes sobre cerca de un millar de trabajadores, sitúa esta nueva operación en el marco de un nuevo Plan comercial “con el objetivo de dotar a la Entidad de una estrategia y una acción comercial activa, dinámica y sólida en la búsqueda de un objetivo de rentabilidad del negocio minorista”.

El pasado 21 de abril la empresa comunicó el inicio de una “prueba piloto” con el objetivo de probar su eficacia y viabilidad antes de su implantación en toda la Red, lo que ha supuesto la comunicación de determinados cierres y movilidades de personal (19 oficinas distribuidas en Castilla La Mancha y Asturias con la reubicación de trabajadores). En este sentido, en los próximos meses deberá acometerse también el proyecto de descarga operativa y administrativa, lo que supondrá la externalización de un buen número de funciones y tareas operativas y administrativas.

About MéridaComarca

Toda la información relacionada con Mérida y su Comarca

View all posts by MéridaComarca

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.