Pilar Nogales Perogil

Portavoz PP en el Ayuntamiento de Mérida


El pasado día 15 de junio se cumplía un año de la constitución de la nueva Corporación Municipal. Ese día comenzaba una nueva legislatura en la que al Partido Popular le correspondía una responsabilidad en la oposición con cinco concejales.

Los emeritenses decidieron otorgar su confianza de nuevo al PSOE para que durante estos cuatro años dirigiera la política municipal, respondiendo con su voto al convencimiento de que esa era la mejor opción para el desarrollo y la prosperidad de nuestra ciudad.

Desde  el Partido Popular asumimos que nuestro papel era el de ser oposición. Oposición firme y crítica pero ejercida con corrección y con lealtad institucional. Así lo manifestamos públicamente el día de nuestra toma de posesión y así lo hemos venido desempeñando durante este año.

Los últimos acontecimientos de estos meses han evidenciado esa forma de ejercer nuestra labor. Durante todo el período del confinamiento y del estado de alarma nos hemos mantenido en una actitud de colaboración, de disposición y de respeto a la gestión municipal que,  sin duda, se ha visto desbordada por la situación tan anómala y atípica que nos ha tocado vivir.

Hemos planteado las propuestas que entendíamos beneficiosas de cara a afrontar la recuperación social y económica a la que nos enfrentamos ahora y, desde la responsabilidad, hemos apoyado todas aquellas actuaciones que han ido dirigidas a impulsar la actividad económica de Mérida.

A veces este posicionamiento de lealtad institucional y de responsabilidad democrática no ha sido entendido por simpatizantes, votantes y afiliados de nuestro partido y nos ha generado algunas críticas de las que más duelen.

No obstante, decidimos estar a la altura y mantener una posición de comprensión, apoyo y respeto al difícil escenario de gestión que se nos vino encima a todos y que correspondía dirigir al equipo de gobierno municipal.

Pero ser leales no significa no ser críticos o no poder manifestarse en contra de lo que vemos injusto o desacertado.

Decía hace unos días el Sr. Osuna, en una entrevista que le hacía un medio de comunicación regional, que Mérida estaba llena de oportunidades. Y  en este punto hemos de darle rotundamente la razón, pero estas oportunidades no pueden quedarse sólo en eso, hay que trabajarlas y convertirlas en realidades.

Mérida necesita salir de este letargo en el que está sumida. Mérida necesita despertar y despegar. Mérida requiere un plan de trabajo serio y ambicioso para atraer inversiones. Mérida necesita y merece avanzar y prosperar.

Hay zonas de nuestra ciudad que, desgraciadamente, desde meses antes del inicio de esta pandemia sufren el cierre de negocios de forma continua, y todos asistimos con gesto preocupante a esta realidad.  No hay más que darse un paseo por el centro de Mérida. La crisis del coronavirus nos ha hecho además un flaco favor, agravando esta situación.

En un estudio publicado hace unos días se ponía de manifiesto que la provincia de Badajoz era la provincia de España con mayor tasa de riesgo de pobreza y, entre las ciudades, Mérida estaba en los puestos de cabeza respecto a los potenciales usuarios del recién aprobado Ingreso Mínimo Vital.

Esta nueva ayuda estatal puede ser un punto de partida importante para ayudar coyunturalmente a aquellos que lo precisan, pero no puede convertirse en el medio de vida de nuestras familias.

No podemos conformarnos con ese escenario. Necesitamos de manera urgente reactivar la economía local, reforzar Mérida como un enclave comercial y descubrir y poner en valor otros nichos de empleo para que los emeritenses tengan un trabajo que les permita llegar a fin de mes y que se genere riqueza y bienestar.

Queremos realidades que pongan a Mérida en el lugar que le corresponde y exigimos al gobierno local que  trabaje para conseguirlo, y como oposición responsable y preocupada por el devenir de nuestra ciudad seguiremos estando vigilantes en la gestión pero también dispuestos a colaborar en aquello en lo que se quiera contar con nosotros.

Por cierto, ¿se acuerdan de la Azucarera? No queremos más promesas incumplidas ni más castillos en el aire.

About MéridaComarca

Toda la información relacionada con Mérida y su Comarca

View all posts by MéridaComarca

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.